Capitalismo

Capitalismo

Este cansancio de clase media
que me necrosa el corazón
a la silla de mi sustento.
Este sustento de clase media
que me lo encierra entre barrotes
de vómito y paredes de vigilia.
En condenas semanales.
Estas condenas a ser arrojados por millares
perdiendo el alma y la identidad
a las puertas de la ofrenda.
Ofrendas disfrazadas de privilegios
a cambio de un jornal.
Sentimientos de urgencias vanas,
de riquezas sin sentimientos.
La lucha sin refugio,
la carrera eterna,
el horizonte sin utopía,
la celebración del engaño,
el baile de la hipocresía.
Los úteros vacíos,
las esperanzas perdidas.
Las ilusiones manufacturadas
que se disuelven en llanto
a la hora del espejo
a la hora de la verdad,
ante la soledad de una cena fría
un domingo por la noche.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here