2000

Con los últimos rescoldos del día
se apagan en la lluvia
los faros de los coches,
se van amortiguando los sonidos,
incluso los propios latidos de mi corazón.
Y llega la tristeza, mi amiga de las noches frías
junto al mar,
trayendo esa pétrea
insondable
soledad
de lavabo vacío y sucio.
Esa soledad de la que ni la manta más gruesa
puede calentarme.
Esa soledad que entumece como escarcha
en el alero de mi corazón
y que a duras penas el amanecer
traerá el alivio del deshielo.

bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.