«Hay personas que ya no viven en el planeta, viven en Facebook o en Instagram»

rana ramirez

Un espacio dedicado a las artes paranormales, donde la relación de los entornos artísticos confluyen con las mentes inquietas buscando el desequilibrio visual y sonoro. ¡Casi nada! Así se define el universo de Rana Ramírez, un artista —y más amigo— con estilo propio. Aunque a él no le gusta definirse así, se considera «un creador con más o menos acierto». Lo que está claro — y eso no lo dice él, sino yo— es que tiene una manera de hacer, ver y plasmar única que ha decidido compartir con el resto en una nueva web que podría ser una locura. O viceversa.

¿Qué son las artes paranormales y desde cuándo las cultivas?

Las artes paranormales son aquellas que se salen de la normalidad, con un toque de surrealismo y locura. Hoy en día esta casi todo esta inventado en el mundo artístico, pero sobre la marcha se me ocurrió lo de paranormal. Por lo menos el género creo que no lo ha cogido nadie hasta el momento. Si haces de diseñador  a veces no puedes experimentar tanto, pero cuando eres libre puedes hacer lo que te apetezca.

¿Y las mentes inquietas?

Las mentes inquietas son aquellas que tenemos los que estamos un poco locos y nos gusta innovar y crear cosas, ya puede ser una foto, una canción, un comentario divertido cuando vas a comprar el pan sin gluten y haces que la gente se ría… Ese tipo de inquietud.

¡Crack!

Luego hay otro tipo de locos, esos que no dejan vivir a los demás  y contaminan el mundo. Estamos aquí para aprender algo y todos esos poderosos que destrozan el planeta de diferentes maneras un día se verán en la otra cara de la moneda. Ya no serán el rey y les caerá la cruz encima. Todo es un proceso.

Siempre que uso la palabra mente recuerdo ‘Martín Hache’: «Hay que follarse a las mentes». ¿Hay que hacerlo?

Es lo mejor que hay, follarse una mente. Cuando te la follas te sientes como iluminado, en equilibrio con esa persona, es mucho mejor que el sexo. Además puedes estar horas enteras orgasmizando, es como el sexo tántrico. Pero también es importante follar otras cosas. En plena efervescencia sexual  fui a un instituto del Opus Dei  con 40 adolescentes como yo encerrados un montón de horas y sin una sola chica. Creo que aquello ralentizó mi proceso de relacionarme  con las mujeres. Por favor, papás, elegid colegios mixtos y diversos.

rana ramirez

No soy objetiva, porque llevo años durmiendo debajo de uno de tus cuadros y soy la protagonista de algunos de tus trabajos, pero creo que tienes algo muy especial, una voz (no sé si en el arte se dice voz) propia que hace que se te reconozca de un golpe de vista. ¿Cómo definirías tu estilo?

Me encanta que duermas debajo de un cuadro mío, además de esas dimensiones. Por cierto, creo que es el momento de decírtelo: Ese cuadro lleva una cámara integrada y he sido espectador todos estos años de tu más secreta intimidad.

¡Genial! Mi ego flipa siendo la protagonista de ‘El show de Truman’, versión Rana Ramírez. ¿Hablamos entonces de tu estilo?

Mi estilo se engloba dentro del arte digital, la ilustración, la fotografía underground,el pop art contemporáneo. A veces soy muy de improvisar y, por etapas, soy cambiante. Tampoco me he parado ha analizar nunca mi trabajo con ninguna etiqueta… Ni yo mismo sé lo que hago o cómo se denomina. Artes paranormales quizá [Risas].

¿Y tu faceta musical? Háblame de ella.

Ha sido uno de mis últimos traumas , porque perdí mi disco duro con toda la música que había creado durante muchos años. Sólo se salvo algún mp3 y mi ultima canción, ‘Necesito una enfermera’. Había muchas cosas ahí dentro y fue jodido perderlas. Yo no soy músico, hago canciones valiéndome de la informática musical y compongo tocando malamente la guitarra. Pero últimamente las cosas suenan un poco mejor, a lo mejor esas canciones que se han perdido deberían desaparecer por algún motivo.

Además, próximamente voy a lanzar un tema  muy emotivo y de un genero poco común, a ver si consigo vender un millón de copias [Risas].

¿Te gusta tu voz?

A eso no te puedo contestar objetivamente y no es que quiera ser humilde. Lo que sí te puedo decir es que cuando mando un clip de voz no me gusto nada y se supone que es la mía. Otra cosa es cuando interpreto algo con la voz y la modulo. Entonces puede que tenga duende. 

Por cierto, hablando de música, eres la persona que conozco que lleva el peinado más parecido a Jim Morrison. Todo un logro llegados a cierta edad (¡ejem!). Siempre he pensado que Jim fue el artista absoluto, el artista total… ¿Quiénes son tus referentes?

Bueno Jim Morrison esta muerto así que yo podría ser su reencarnación, pero al parecer en esta vida la música no es mi fuerte comparándolo con el legado que dejé en los 60… Por lo menos no me he muerto a los 27 .

No sé si mis canciones tienen alguna referencia. Cuando tenía cinco años escuchaba la Orquesta Mondragón, porque me atrajo ese freak show. Luego mi prima me dejó una cinta de The Beatles que jamas le devolví . Siempre me ha llegado lo que vas captando del área musical —locales y discotecas—, pero me fanaticé por el heavy desde los diez a los 16 años. Luego llegó el grunge y rompió ese fanatismo que no me dejó  disfrutar bien de otras músicas en esos años tan sensitivos. Eras heavy y sólo te gustaba el heavy, porque era lo mejor y lo demás era una mierda.  

Grupos como Depeche Mode tocaban en mi ciudad y yo me tiraba un año entero escuchando un disco de cualquier grupo de glam rock y me perdía el show de Gore, Gahan y Wilder. En esa etapa también entraron bandas legendarias del rock y después descubrí la música electrónica  y eso me abrió mucho la mente. Flipaba cuando estaba en un garito y me preguntaba «¿cómo me puede gustar tanto esta canción si es la primera vez que la escucho?»”. Evolucionas y empiezas a escuchar todas las músicas que hay en el mundo, cualquiera que suene bien.

rana ramirez

¿Por qué precisamente ahora crees que ha llegado el momento de lanzar una web, una página de Facebook, una cuenta de Instagram…?

Es un escaparate necesario  si quieres mostrar lo que haces. Lo tenía que haber hecho hace mucho tiempo, pero la vida es inesperada. Estás en un buen momento artístico, trabajas desde casa en proyectos bonitos e ilusionantes y, de repente, la vida te para. Te para en seco y te das cuenta que no todo es tan guay como pensabas y tienes que aprender cosas. El objetivo principal de la web es poder crear un área para exponer mis ideas, por autorrealización y tener, así, mi espacio profesional.

¿Y qué opinas de las redes sociales?

Ahora millones de vidas confluyen ahí, con sus cosas buenas y malas. Ya no hay marcha atrás, nos deshumanizarán o aprenderemos a utilizarlas bien. Hay personas que ya no viven en el planeta, sólo viven en Facebook o en Instagram, pegados a sus móviles o computadoras.

Subimos la foto esperando ese estímulo en forma de me gusta, pero eso ya se queda corto. Necesitas que te digan que eres la hostia y que qué bien te lo estás pasando en Nueva York o comiéndote una puta alcachofa en Sigüenza. He de reconocer que tengo cierta adicción al mundo online y las computadoras. El móvil es una puta mierda —soy, somos conscientes—, pero a veces es difícil desconectar.

Y, bueno, aquí me tienes respondiendo a tus preguntas gracias a las redes, como si fuera una estrella de rock o algo así. Seguro que a mucha gente —si lo leyera— esto le parecería mucho más interesante que la última entrevista que le hicieron a David Bisbal. Eso sólo lo hacen posible las redes.

¿Es posible vivir de la creatividad en un país, o en un tiempo, como este?

Por supuesto, hay mucha gente que vive de la creatividad, pero además creo que si un creativo no crea deja de vivir. Da igual el dinero que puedas ganar, creo que depende más de si realmente te satisface crear. Está claro que cuando obtienes un beneficio económico la satisfacción se amplifica, el puto dinero llega a tus manos y es como la droga. Pero también puede  ser que lo único que te acabe satisfaciendo sea la pasta, y acabas creando sólo con el objetivo de ganar dinero. Da igual, cualquier fórmula esta bien.

¿Qué es la creatividad, Rana?

Un Maestro hindú dijo: «Recuerda, una persona creativa siempre está probando caminos incorrectos. Nunca serás creativo si para hacer algo siempre sigues el camino correcto, porque el camino correcto significa el camino descubierto por otros». Todos somos creativos de una u otra manera, no todo el mundo puede ser músico, grafitero, escritor… Así el mundo seria muy aburrido.  

Lo que no es creativo es la política y las religiones, que sólo sirven para manipular y confundir a las personas. Los políticos no son creativos, porque todos mienten entonces no crean, destruyen. ¿Conoces algún político que no mienta?

Bill Murray si se dedicara a ello. Seguro. Y ya que hablamos del jefe, ¿para cuándo un diseño de los tuyos, cuyo epicentro sea el actor?

Me lo apunto. Puedo hacer un cuadro digital gigante —cuanto mas grande, mejor— y con una buena resolución para que se vean bien los detalles. Sólo nos faltaría un patrocinador para que lo imprima, podríamos competir por el Guinness al lienzo más grande jamás impreso. Anímate, Bill.


[kads id=”11703″]

bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.