Llega a los cines ‘Rock the Kasbah’ y no nos importa lo que diga la crítica oficial

Ayer por la tarde, en la redacción de Murray Magazine:

—Hay que preparar algo chulo para mañana. Se estrena ‘Rock the Kasbah’.

—Tiene pinta de ser un mierdón.

—Bueno, en la Rolling Stone de EEUU la ponen de maravilla…

—Vi el tráiler y me pareció espantosa.

—Ya, pero Bill Murray siempre hará que vayamos al cine. Y, además, en la web oficial, además de un apartado para fotos, hay un apartado especial para gifs.

Ya veis… Ahora entenderéis por qué el otro día nos indignamos cuando alguien se atrevió siquiera a mentar el rigor para referirse a esta revista. ¿Qué rigor? ¡Somos posmodernos! ¡Y adoramos a Murray! ¡Y los gifs!

Y los gifs de ‘Rock the Kasbah’ molan como sólo puede molar Bill Murray.

¿A quién le importa que The New York Times haya dicho de la película que es tópica, enervante e insultante, y que es duro elegir un solo adjetivo peyorativo para ella? ¿O que The Washington Post la tache de demasiado larga, aburrida, visualmente fea o sin gracia? Qué sabrán ellos…

No puede ser, ¡ni de coña! De Barry Levinson, el director de ‘La cortina de humo’ o ‘La sombra del actor’, y con guión de Mitch Glazer, que ya trabajó con Bill en ‘Los fantasmas atacan al jefe’, no puede salir nada malo.

Por lo tanto, nos vais a permitir que nos quedemos con los que escribió Peter Travers en la Rolling Stone: «’Rock the Kasbah’ pasa de ser feroz a delicadamente emotiva y, después, divertida de nuevo (…) Acompaña a Murray, un actor tan jodidamente bueno que le seguirás a cualquier parte».

Así es, hasta el mismo infierno si llega en pantalla grande.

bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.