Libros para niños que les encantarán a los adultos

¿Acaso la literatura infantil o juvenil deja de ser literatura? No. Y además hay claros ejemplos de que la calidad los libros que llegan bajo esta etiqueta es, definitivamente, deliciosa. Hoy hacemos un pequeño recorrido por esas «pequeñas» obras que seguirán gustándote, quizá más, cuando seas adulto.

Veva

Carmen Kurtz revolucionó la literatura infantil española con este libro que retrata a la perfección la sociedad de los finales de los 70, a través de la mirada de una bebé llamada Veva. Tal y como dijo la poeta Ana Moix, gracias a este libro,  «la literatura infantil ha dejado de ser en España un género menor». Yo lo leí de niña y lo recuperé en la reedición de 2012 y, esta vez no, no había adornado los recuerdos con esa nostalgia, a veces absurda, que nos da el paso del tiempo. Es un gran libro. Una gran historia que se vislumbra con los ojos de una bebé que habla, razona y deja sentencias maravillosas como ésta:

Vine al mundo en Otoño. Nadie me preguntó si quería nacer o prefería quedarme […] Es parecido al bombo de la lotería […] con la diferencia de que la lotería termina en cuanto la bola cae en el cesto, mientras la vida empieza justo en ese momento.

La historia interminable

—Fantasía no tiene límites…
—Eso no es cierto, ¡mientes!
—Niño tonto, no sabes nada de la historia de Fantasía. Es el mundo de las Fantasías humanas. Cada parte, cada criatura, pertenecen al mundo de los sueños y esperanzas de la humanidad. Por consiguiente, no existen límites para Fantasía…
—¿Y por qué está muriendo entonces…?
—Porque los humanos están perdiendo sus esperanzas y olvidando a sus sueños. Así es como la Nada se vuelve más fuerte.
—¿Qué es la Nada?
—Es el vacío que queda, la desolación que destruye este mundo y mi encomienda es ayudar a la Nada.
—¿Por qué?
—Porque el humano sin esperanzas es fácil de controlar y aquél que tenga el control, tendrá el Poder.

Para saber que la fantasía no tiene límites lo mejor que podemos hacer es releer esta joya de Michael Ende. Porque Fantasía es ‘La Historia Interminable’, aunque en vez de en el desván de un colegio se encuentre, quizá olvidado, en la estantería de las casas de aquellos que crecieron demasiado y no recuerden que un día fueron como Bastián, que se encontraron con un libro mágico que les cambió la vida para siempre, sin ni siquiera saberlo.

Flores para Algernon

Toda mi vida e sentido deseos de ser listo en bez de tonto.

Así empezó, hace más de 50 años, el relato de Charlie Gordon, un panadero de 32 años con discapacidad intelectual que se sometería a una cirugía para aumentar su inteligencia. Pero en realidad, Charlie no existió; es el protagonista de la novela de Daniel Keyes, una  joya de la ciencia ficción, injustamente relegada al rincón de «los libros para niños». La extraordinaria ternura de Charlie y su relación con Algernon, el ratón de laboratorio que antes ha pasado por la misma operación, te conmoverá tengas la edad que tengas, siempre que, además de años, también tengas corazón.

Yo mataré monstruos por ti

Santi Balmes firma este precioso cuento ilustrado por Lyona, que fascinará a niños y adultos: Cuando Martina se acuesta por las noches tiene miedo. Cree que bajo el suelo se esconde un mundo igual que el nuestro, pero al revés. Cada persona y cada edificio tienen su propio reflejo en ese mundo que tiene una peculiaridad: está habitado por monstruos de colores que caminan con la cabeza hacia abajo. Martina cree que si un día se ponen de acuerdo y saltan todos a la vez, la frontera entre ambos mundos desaparecerá y habrá un lucha muy igualada entre humanos y monstruos. Pero un día, cuando Martina cierra los ojos y se queda dormida, su brazo cae de la cama y entra en contacto con ese mundo plagado de monstruos donde conocerá a Anitram.

El mensaje está claro y no sólo va dirigido a los más pequeños, porque nosotros, los mayores, a veces también tenemos miedo de algunas cosas simplemente porque no las conocemos, y precisamente por eso, hay que darles una oportunidad.

Soy un artista

Donde yo veo ‘La soledad de la zanahoria abandonada’ mi madre ve ‘La cena inacabada’

Al protagonista de este libro ilustrado de Marta Altés le encantan los colores, las formas, las texturas y todo le inspira: sus calcetines, lo que guarda en la nevera… ¡Ni su gato se escapa de una buena mano de pintura! Pero solo hay un problema: su madre no se muestra tan entusiasta como él… Blackie Books nos regala otra joya apta para niños y para los que todavía recuerdan que hubo una época en la que el poder más inmenso era el de la imaginación.

Fotografía: Archives New Zealand ©

bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación
bluebird Comunicación

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.